Seleccionar página

Cerrajeros a Domicilio
Este tipo de cerraduras de perilla, se han utilizado desde siempre; en la gran mayoría de las casas que visites, o de hoteles o posadas que en los que vayas a hospedarte en todas las puertas van a contar con este tipo tan común de cerradura.
Por lo general, en las casas tanto los baños, como las habitaciones, y en general, las puertas de interiores, que cuentan con este pomo, tanto por su bajo valor, como por su utilidad y practicidad. Se ha utilizado mucho en razón de que esta solo necesitara el botón del seguro en el interior para poder bloquear la manilla en el momento en que lo necesites.
Si te encuentras en el caso de que la puerta de perilla se bloquee o se asegure sin que te encuentres por dentro de ella o quede alguien en la habitación para poder desbloquearla, va a ser necesario que saques tus dotes de cerrajero rudimentario para poder abrir ese espacio de tu casa, oficina, o negocio en general.
Para poder empezar esta tarea, lo primero que debes hacer es buscar una serie de herramientas u objetos que te van a ser de mucha ayuda en el proceso, como lo son una moneda, un clip o sujetapapeles rígido, y un destornillador común con un mango grueso.
En principio, lo que debes comenzar por hacer es intentar abrir la perrilla de la puerta que se encuentra bloqueada o cerrada con el destornillador que se te indico con anterioridad, y esto lo vas a realizar introduciendo de forma directa el destornillador en el orificio que se encuentre en el medio de la manilla de tu puerta.
Debes utilizar este destornillador con el objeto de poder percibir en la parte interna del pomo de la cerradura de la puerta un espacio muy reducido en el que debe posicionarse el destornillador. Acto seguido, lo que se debe hacer es empezar a girar ese destornillador de la misma forma en que se mueven las agujas del reloj, esto se hace con el objeto de que la seguridad que se encuentra activa pueda desbloquearse, y como consecuencia, también se desbloquee la chapa.
Intentar realizar inmediatamente el desbloqueo de la perilla de la cerradura mediante el clip o sujetapapeles.
Primeramente, debes desenrollar el clip de forma que este quede lo más recto posible, y en esta forma introducir en el orificio del cilindro de la cerradura, debes presionarlo hasta que se escuche un pequeño chasquido o sonido de apertura. Justo después de eso, la puerta debería abrirse.
Si esta opción no te sirve, debes desecharla, y optar por intentar abrir la manilla con la ayuda de una moneda. Ponga la moneda en el espacio que se encuentra en el agujero de la manilla de la puerta.
Comienza por girar la moneda en el mismo sentido de las agujas del reloj, yd e esta forma no deberías tener problema para abrir la puerta.
Como consejo final, siempre es necesario que se intente varias veces estas acciones, debido a que en la mayoría de los casos el poder desbloquear la puerta amerita un poco de experiencia necesaria.

1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (1 votos, promedio: 5,00 de 5)
Cargando…

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies.

ACEPTAR
Aviso de cookies